lunes, 31 de marzo de 2014

Thatquiz Tema 5: Percepción y Movimiento

Aquí tenéis las actividades de Thatquiz para practicarlas antes de hacerlas en clase:

Aparato Locomotor --> Aparato Locomotor

Sistema Hormonal --> Sistema Hormonal

Función de Relación --> Función de Relación

Órganos de los Sentidos --> Sentidos

Sistema Nervioso --> Sistema Nervioso

Ánimo que ya mismo están aquí las vacaciones de Semana Santa


miércoles, 19 de marzo de 2014

BAÚL DE SENTIMIENTOS

Melancolía

Tu sonrisa era mi vida
y me la quitaste.
Comenzamos a ser
dos extraños
bajo el mismo cielo
sin estrellas.

Yo, comiendo
de este amplio techo
que te mira estrecho y pasajero.

Tú, mudando
la delgada piel
de tu mirada
de extranjero.

  
Patricia Rodríguez Barrasa



Amor

Qué malo es jugar con los sentimientos;
qué malo es sentir partido un corazón malherido.
Pero imagine lo que es amar y no ser querido;
imagine lo que es confundirse entre dos amigos. 

Qué irónica es la vida:
decir "te quiero" a alguien a la cara
y decírselo a un desconocido.

O con decir que mi corazón está dividido en mil pedazos.
Ilusa, tonta, ingenua...

Siempre estarás en mi mente;
no te podré olvidar
tan fácil como tú piensas.


Cristina Márquez Domínguez




Necesito tu existencia


Te necesito para respirar...
Necesito tus ojos para ver;
necesito tus labios para sentir;
necesito tu alma para vivir y
necesito tu existencia para sonreír.
Te necesito para saber amar...

Roberto Sánchez Lucas




Razón

Mil millones de razones para pensarte,
dos mil para admirarte,
y una sola para no olvidarte.


Pina




Eres tú

Si te sueño, porque te quiero;
si te necesito, porque te quiero;
si te pienso, porque te quiero;
si te adoro, porque te quiero.
Si te quiero, porque te quiero,
y te quiero porque eres tú.


Mario González López






HASTA SIEMPRE, CHICOS…

Quería esperar hasta el último día de clase para escribiros esto. Pero me apetece hacerlo hoy y, por si luego se complica la cosa (ya sabéis la cantidad de papeles que debemos hacer los mayores para esto que se llama “trabajo”), aquí va:



Cuando este curso me destinaron a Santa Olalla del Cala, sentí algo diferente a cuando otras veces me han llamado de otros institutos. No sentí miedo a lo desconocido sino que me puse muy contenta desde que supe que me quedaría con vosotros seis meses (un “casi curso” J). No os conocía aún de nada, pero desde que entré en el instituto sentí que algo me era familiar, que me gustaba el sitio. A veces ocurren estas cosas que llamamos “intuiciones”. Pues a mí me pasó el primer día.



Cuando os conocí, al principio tenía cierto temor por no hacerlo bien, pues nunca había dado clases de Sociales. También tenía cierto miedo a no saber llevar el grupo, a que no “conectáramos”. Me enfadaba mucho al principio con Pina y Patri, recuerdo, porque no se callaban ni debajo de agua. Recuerdo a Miguel Ángel muy calladito siempre, muy atento, a Roberto Pando, igual, a Cristina… Recuerdo que pensé: “¿Cómo haría yo para que si fuese uno de los alumnos que tengo delante me encantase venir a clase o, al menos, no fuera un suplicio levantarme todas las mañanas tan temprano y con este frío? ¿Sabéis?, ahí creo que está la clave de todo, en pensar qué querría la otra persona para sentir su día un poco más agradable.



Al principio me costó adaptarme; luego vinieron los “problemillas” de salud que no me dejaban hablar alto y a veces me mareaba en la clase y sentía impotencia por no poder ofreceros unas clases divertidas y amenas. Me sentía una profesora aburrida muchos días. Eso me frustraba cuando comprobaba que no estaba consiguiendo que algo tan maravilloso como es saber cosas, aprender del mundo, tener nuevas herramientas para manejarnos en la vida, os resultase interesante...



Entonces, como siempre, alguien te ayuda a sentir que puedes hacerlo bien, te da fuerzas y te hace creer en ti, y, aunque seguía con los mareos y esas cosas mías J, me di cuenta de que igualmente podía dar las clases un poco más bajito y de otras maneras que me cansaran menos los días en que peor me encontraba… Fue ahí cuando empecé a sentir el corazón tan grande que teníais, porque, por ejemplo, cuando yo pensaba que Pina era muy “pasota” y no lograría que estudiase ni atendiese y que no le importaba nada, él me demostró que no era cierto: se preocupó por mí y me respetó (“Maestra, así no te quiero ver más”, el día en que empecé a llorar en clase de impotencia)… Patri, que también andaba algo seria conmigo, me hizo sentir muy bien cuando un día la escuché y ella me devolvió esa escucha. Desde ese día me entregaba unos trabajos de sobresaliente. De repente, no éramos Mario (Pina, hoy no empiezo por ti…;)), Marcos, Patri, Cristina, Roberto Sánchez, Roberto Pando, Miguel Ángel, Pina y Águeda Gema; de repente, éramos un grupo, nos conocíamos y nos empezábamos a entender. Así fue funcionando todo bien, como hasta ahora. Empezasteis a ser mis cómplices y tanto a Miguel Ángel (vuestro otro maestro de ACT) como a mí nos llenasteis de energía con vuestros detalles, lindos de verdad (lo de la pizarra fue genial, Roberto, gracias…). Creo que empezamos a querer aprender más cuando nos empezamos a sentir mejor en la clase todos. Ahí está para mí la esencia de todo: ir por el mundo con el cariño de los que te rodean es importante cuando eres un niño y un adolescente. De mayores puede que sea más fácil estar solo, porque ya te conoces bien a ti mismo, pero de más pequeños siempre necesitamos que los demás nos valoren y nos acepten; queremos ser “alguien” para los demás.



Yo, hoy, como carta de “despedida” (aunque… ¡¿quién sabe si el curso que viene no me mandan de nuevo aquí?!), quería deciros varias cosas:



Nunca penséis que sois poca cosa para el mundo, porque cada uno de vosotros y vosotras es en sí único/a y no hay nadie igual a vosotros/as. Por tanto, aunque pasen días, meses, años, en que creáis que nadie os valora lo suficiente o que no sois importantes para nadie, creedme, pensad que eso pasará y que os sentiréis plenos de verdad un día. Porque nadie tiene un modelo para ser el mejor en todo. Lo que yo os aconsejo es que penséis que si hacéis las cosas con el corazón y las intentáis hacer bien, pues bien hechas estarán, aunque en el momento no se os entienda. Ya llegará ese momento más adelante. Si vosotros confiáis en lo que hacéis, será muy difícil que no logréis sentiros a gusto con vosotros mismos y sentir que la vida es maravillosa.



Cuando algo os preocupe mucho, os enfade, os dé vergüenza… no os lo calléis. Elegid a la persona que mejor consideréis y sacadlo fuera. Porque las cosas que no se hablan  (aunque sea por no preocupar a nadie; a veces hay que hacerlo) pueden hacernos mucho daño toda la vida y, a veces, son cosas insignificantes. Aunque os parezca que sois poco importantes para hablar de vosotros, hacedlo, reclamadlo, hablad con vuestros padres, o con vuestros amigos, o con alguien que os dé confianza. No hay que avergonzarse de sentir vergüenza o miedo o dolor o pena o rabia o felicidad… Todos esos sentimientos son naturales y los tiene el ser humano. Seríamos máquinas si no sintiéramos nada, con la cantidad de cosas que nos van pasando cada día. No pasa nada. Y no pasa nada si os equivocáis. Todo el mundo lo hace y nadie nace sabiéndolo todo… Y quien se crea mejor que los demás normalmente tendrá muchos complejos encima… Nadie es mejor que nadie; todos somos importantes y todos contamos: los más inteligentes, los que tienen menos memoria, los que saben pintar, los que no saben dibujar un árbol, los que no saben leer, los que no se ven guapos ante el espejo, los que son más pobres, los que tienen la suerte de nacer con dinero de sobra para cubrir sus necesidades… Todos contamos en este mundo, hasta el que no tiene voz, hasta el que no puede ver. Estoy segura de que hay montones de niños que no tienen nada con qué jugar, ni móvil, ni agua potable para beber a diario, que son mucho más felices que otros que lo tienen todo. Porque la felicidad, la suerte que tenemos en la vida, no está en lo que poseemos, en qué parte del mundo nacemos… Para mí la suerte que todos tenemos es la posibilidad de estar vivos, de sentir, de poder oír una música, el canto de los pájaros, el llanto de un bebé, o poder ver un amanecer, un gesto de cariño, un partido de fútbol todos juntos y compartir ese momento, esa alegría, esa unión… El regalo de estar vivos es impresionante y lo entenderéis mejor a medida que vayáis creciendo. Aunque se nos vaya una persona que queremos muchísimo, aunque perdamos un ojo por el camino, una pierna, aunque se nos caiga el pelo, aunque no seamos el más guapo para las chicas… Lo más importante nunca se ve con los ojos y quien os conozca, quien se pare a conoceros bien, querrá quedarse y establecer nuevas uniones con vosotros.



Por desgracia, a veces las personas no nos entendemos bien: lo que uno cree que es bueno para el otro, resulta que el otro piensa que no es tan bueno, o lo que uno cree que está bien, el otro piensa que no lo está… No pasa nada. Eso no significa que seáis peores o mejores que nadie; solo diferentes. Os lo repito: si pensáis que estáis haciendo las cosas con la mejor intención, confiad en ello y no os pongáis tristes o enfadados si los demás no lo ven igual. Hay que respetar todas las opiniones y todos tenemos cosas más buenas y cosas menos buenas… Y no pasa nada. Hay que aceptarlo como algo natural. Nadie es perfecto porque nadie puede decir qué es “lo perfecto”. No creáis que lo que piense la mayoría es lo que es correcto. A veces la mayoría se equivoca y mucho. Pensad que lo correcto lo decidís vosotros según lo que entendéis por hacer bien las cosas. Yo, como profesora y más como amiga, os digo que con el tiempo os vais a dar cuenta de lo importantes que sois. Y que da lo mismo si no sois reconocidos en todos los sitios; da lo mismo si pasáis desapercibidos… Os prometo que siempre seréis importantes para alguien y, en los momentos en que más solos os encontréis, pensad que siempre sois importantes para vosotros mismos y que la vida es un regalo que no debéis desaprovechar tontamente.



Yo me llevo cada uno de vuestros gestos de cariño y respeto; cada una de vuestras sonrisas y vuestras tristezas. Y hablo en general, porque en todas las clases que he tenido este año me he sentido bien por poder hacer algo (aunque solo fuera escuchar o ver). No importa si no recibís lo que queréis: las cosas no se hacen para recibir algo a cambio… La mayor felicidad que podréis encontrar en la vida, al menos para mí es así, es poder hacer felices por un ratito a los demás. A veces tendréis que tirar solos adelante, sin ayuda ninguna, sin dinero, tendréis quizás que pedir prestado para vuestra casa, vuestra comida, o la de vuestros hijos… Que no os avergüence. Lo que nunca debéis hacer –eso sí- es acomodaros a la vida y pensar que los demás os deben sacar las castañas del fuego. Debéis luchar mucho, estudiar mucho, trabajar mucho, aguantar mucho… Vais a llorar, vais a dormir muy poco, vais a pasarlo mal muchas veces… pero os aseguro, y esto subrayadlo, que merece la pena. Un día puede que no sepáis distinguir si estáis viviendo o soñando de lo felices que os llegaréis a sentir. Y tal vez no tengáis nunca un cochazo, ni una casa preciosa; tal vez viváis en 50 metros cuadrados con toda vuestra familia. Pero la felicidad va mucho más allá de eso: es sentir que estás dando de ti lo mejor al mundo. Y el mundo, los días, los atardeceres, de repente son todos maravillosos, nieve, llueva, haga frío o calor: estaréis llenos de amor y paz.



Creed en mí, que un poquito sé de la vida.



Me habéis hecho muy feliz. Para mí sois muy importantes…



Gracias por todo y mucha fuerza y mucho ánimo para el futuro. Recordad esto: todos sufrimos, pero a veces un instante de felicidad compensa toda una vida de lucha.



Os quiero mucho.



Águeda Gema







P. D. 1. Que no os avergüence pedir ayuda; que no os avergüence ser diferentes… Y escuchad a todas las personas, porque de todas aprenderéis; de todas.



P. D. 2. Leed… leed…



Felicidad 


Mi felicidad es cuando estoy en La Marta montando a los caballos y cuando empiezo a trabajar con ellos allí... Esa es mi felicidad. Cuando veo que llevan poco tiempo haciendo las cosas y las hacen muy bien me pongo todavía más feliz porque eso sale de ellos, que son muy buenos y con pocas clases se lo aprenden perfecto.

Miguel Ángel Rodríguez Bizarro



domingo, 16 de marzo de 2014

Sistemas de Ecuaciones

Estas son las fichas de matemáticas que trabajaremos esta semana:

Sistemas de Ecuaciones


Aparatos y Sistemas - Biología

Aqui tenéis los enlaces a la actividad sobre los distintos aparatos para que practiquéis:

Aparato Circulatorio --> https://www.thatquiz.org/es/practicetest?lx5ckspy8ivf
                                          https://www.thatquiz.org/es/practicetest?ly5ckqfw8is4

Aparato Excretor --> https://www.thatquiz.org/es/practicetest?lw5ckrkx8iv2

Aparato Respiratorio --> https://www.thatquiz.org/es/practicetest?lx5ckqvw8iv3

Ánimo que ya falta poco!!!

martes, 11 de marzo de 2014

LA CELESTINA

Aquí podéis ver cómo eran las imágenes del primer libro que se imprimió de La Celestina en el año 1499 (donde dice "Imágenes"). Tenéis ahí un resumen de cada acto escrito con el lenguaje de la época. También, si pincháis en "Fonoteca", podéis escuchar algo de la obra que os puede gustar...

http://www.cervantesvirtual.com/bib/bib_obra/celestina/ 

sábado, 8 de marzo de 2014

8 de marzo de 2014...

Hola, chicos:

Ya que veo que no os animáis a participar en esto del blog (con lo bonito que está… os voy a dar un tirón de orejas), a ver si logro que os enganchéis de otra manera… Os voy a contar algo sobre el día de hoy, 8 de marzo. Un día, cuando tenía once años, como ya sabéis, mi padre se fue para siempre de nuestras vidas. Él quería tener una familia muy grande, todos sentados a la vez a la mesa, y que cuando fuéramos grandes pudiésemos ser su amigo y contarle nuestros problemas. Cuando tenía 37 años, ese sueño suyo acabó y nosotros, sus hijos, nos quedamos sin padre y sin esa guía que necesitábamos para crecer. Entonces, cada uno de nosotros hizo lo que pudo y muchas veces yo pensaba que la vida sin él no tenía sentido, porque mi madre tampoco nos hablaba nunca porque estaba demasiado atareada intentando sacarnos adelante. Recuerdo que siempre estaba pensativa y no sabía bien qué sería de mí en el futuro. Podía haber elegido dos caminos: lamentarme y llorar por la mala suerte que teníamos y dejar de estudiar, porque ganas no tenía, o bien, un segundo camino, que fue el que escogí, y era hacer todo aquello que a mi padre le hubiera gustado hacer y no tuvo tiempo. Hacer que las demás personas que sufrieran como yo estaba sufriendo fueran alguna vez más felices. Para eso, tuve que estudiar mucho, mucho, para poder estar ahora escribiéndoos esto como vuestra profe de Lengua y Sociales. No solo estudiar, sino que después de lo de mi padre vinieron muchos más sufrimientos que me hacían pensar en lo mala que era la vida, y a veces tenía ganas de abandonar todo y dedicarme a pasar el tiempo tumbada y ya está. Sin embargo, soñaba con que algún día algo cambiaría y podría hacer realidad mis sueños. Me equivoqué muchas veces; siempre pensaba que era muy torpe porque no hacía nada bien o todo me salía mal. También pensaba que era muy mala porque había gente que me criticaba mucho. Sin embargo, algo me hacía seguir adelante, sin dejar de soñar en un futuro mejor, bonito, como yo deseaba.

¿Sabéis?, ese futuro bonito llegó cuando me hice profesora, porque de pronto tenía a muchos niños y niñas de la edad que yo tenía cuando más estaba sufriendo y me sentía sola, y entendí que mi misión en la vida no solo era enseñar Lengua y Literatura, sino intentar que mis niños de la clase hicieran bien las cosas, que lucharan por su propia vida, sin importar cuánto estaban sufriendo. Mi vida tuvo sentido cuando conocí a chavales como vosotros y empecé a entenderlos y a quererlos; y también cuando ellos se sintieron entendidos por mí.

Esa es la razón por la que os escribo esta noche de mi cumpleaños, para deciros que la vida siempre te da un montón de oportunidades para que seas feliz y que ahora tenéis el momento perfecto para ir construyendo eso que luego vais a admirar eternamente: vuestro interior, vuestro corazón, vuestro futuro. Decís que la vida está muy mala, que la gente es falsa… Vale, yo os comprendo, pero no me negaréis que también hay cosas maravillosas cada día por las que merece la pena levantarse y sonreír: esta semana me habéis demostrado el cariño y el respeto que me tenéis. El abrazo de Pina (aunque diga que me ha gustado a mí más que a él) ha sido genial… Las charlas con Roberto Pando, el achuchón de Patricia, de Miguel Ángel, de Cristina… Los gestos de amor de Roberto Sánchez (que sé que no es peloteo J)… Y los no querer/sí querer de Mario y Marcos. No sé, chicos, a mí me dais muchísimo y aprendo de vosotros mucho más que vosotros de mí. Eso es así siempre. Y hoy en que he llegado a cumplir los años que tenía mi padre cuando su vida se cortó, os digo que soy feliz, muy feliz, por poder seguir el camino que él no pudo y continuar dando ese amor que le quedó, que sus fuerzas no le permitieron.

Como os dije con el Quijote, luchad siempre por vuestros sueños, que no es ninguna locura. La única locura es no hacerlo y rendirse antes de tiempo.

No seáis cabezotas, que os lo digo con conocimiento de causa, y os prometo que si aprovecháis este tiempo estudiando, no os arrepentiréis. Que vais a tener tiempo después de hacer todo aquello que os llame la atención, que la vida os espera. No creáis que ya está todo dicho. Se puede lograr todo lo que uno se proponga. Y tenéis corazones muy lindos para darle al mundo. Trabajad duro, aunque cueste, que tendréis vuestra recompensa, os lo prometo. No me defraudéis.

Os quiero mucho.

Águeda Gema

viernes, 7 de marzo de 2014

Muerte de don Quijote...

Aquí tenéis representada la muerte de Alonso Quijano cuando ya recupera la cordura. Como hemos visto en clase, Miguel de Cervantes nos invita con El Quijote a luchar por nuestros sueños, a batallar por ellos, porque el día en que perdamos la ilusión (que en este libro se representa como "locura"), estaremos muertos en vida.

Os lo dejo para que reflexionéis... ¡¡¡Y no me digáis que no tenéis Internet o me enfado!!!

https://www.youtube.com/watch?v=atZxpRSOzZU

El Quijote

Quiero que veáis esta página sobre la parte de literatura que estamos estudiando... Ya os lo explico en clase:

http://quijote.bne.es/libro.html

¡¡Hacedme caso!!

lunes, 24 de febrero de 2014

Enlaces de Sociales

Aquí podéis mirar los enlaces de los que hemos hablado en clase.

- El primero es un artículo sobre los alimentos alcalinos, ácidos y neutros:

Alimentos ALCALINOS - ÁCIDOS - NEUTROS

A ver quién puede decirme en los comentarios qué es el pH (no olvidéis indicar vuestro nombre).

- Y el segundo va sobre la 'lluvia ácida':

LLUVIA ÁCIDA

Igualmente, ¿podéis decirme con pocas palabras en qué consiste?